Consejos para encontrar ayuda y el terapeuta adecuado

Consejos para encontrar ayuda y el terapeuta adecuado

La depresión mayor es uno de los trastornos mentales más comunes en los Estados Unidos y afecta al 6,7% (16,1 millones) de adultos mayores de 18 años.1 La depresión mayor puede aparecer a cualquier edad, pero la probabilidad de aparición aumenta con la pubertad y alcanza su punto máximo en los veinte años.2

Síntomas del trastorno depresivo mayor

La depresión mayor no se limita a sentirse “triste”. De hecho, los síntomas pueden variar e incluir cambios emocionales y físicos. Los síntomas comunes de la depresión pueden incluir los siguientes:

  • Llanto frecuente y sentimientos de tristeza abrumadora.
  • Sentimientos de desesperanza e inutilidad.
  • Cambios en los patrones de sueño.
  • Irritabilidad o enfado
  • Cambios en los patrones de alimentación, incluida la pérdida o el aumento de peso significativo
  • Pérdida del placer en las actividades normales.
  • Quejas psicosomáticas que incluyen dolores de cabeza, dolores musculares y malestar gastrointestinal
  • Dificultad para concentrarse
  • Pensamientos de suicidio

Los síntomas de la depresión mayor pueden dificultar la atención a las actividades diarias normales y pueden afectar negativamente el empleo o la educación, las relaciones o el funcionamiento social y otras áreas del funcionamiento.3 Por estas razones, puede ser un desafío para alguien que sufre de depresión mayor buscar ayuda y seguir adelante con el tratamiento.

El artículo continúa a continuación

¿Le preocupa que usted o un ser querido pueda estar deprimido?

Responda nuestro cuestionario de 2 minutos sobre la depresión para ver si puede beneficiarse de un diagnóstico y tratamiento adicionales.

Haga el cuestionario sobre la depresión

Cómo encontrar ayuda

El trastorno depresivo mayor se puede tratar con atención profesional, aunque las tasas de éxito y la duración del tratamiento variarán según la gravedad de la depresión. Comprender los tratamientos disponibles y cómo encontrar ayuda hace que el proceso sea menos abrumador.

Tratamiento

Aunque el tratamiento es individualizado, se recomiendan varios tratamientos estándar:

  • Terapia de conducta cognitiva
  • Terapia de conversación orientada a procesos
  • Medicamento
  • Terapia familiar
  • Hospitalización si es necesario
  • Tratamiento residencial si es necesario
  • Tratamientos alternativos (planes de nutrición, planes de ejercicio, estrategias de meditación o mindfulness)

Cómo encontrar al terapeuta adecuado

Tener confianza en su terapeuta juega un papel esencial en el establecimiento de una conexión. Para encontrar el mejor terapeuta para usted, se recomienda que hable con más de un terapeuta.

Esté preparado para hacer preguntas a los posibles terapeutas que incluyan tanto cuestiones prácticas como estrategias de tratamiento. Considere estas preguntas cuando hable con posibles terapeutas:

  • ¿Acepta mi seguro?
  • ¿Te especializas en niños, adultos, familias o los tres?
  • ¿Qué experiencia tiene en el tratamiento del trastorno depresivo mayor?
  • Si necesito medicación, ¿me pueden recetar o recomendarme a alguien que pueda?
  • ¿Cuáles son tus credenciales?
  • ¿Cuál es su enfoque de tratamiento?
  • ¿Cómo me ayudarás a superar la depresión?
  • ¿Cuánto tiempo espera que dure el tratamiento?
  • ¿Qué sucede si no empiezo a sentirme mejor en el plazo habitual?
  • ¿Hay cosas que pueda hacer por mi cuenta para mejorar el resultado de mi tratamiento además de la terapia?
  • ¿Cuántas sesiones al mes le da normalmente a alguien con depresión?
  • ¿Qué pasa si ya no puedo pagar el costo del tratamiento?
  • ¿Proporcionan tarifas de escala móvil?

Una vez que tenga su lista de preguntas, es hora de buscar referencias. Si conoce a otras personas en su área que sufren (o han sufrido) depresión, pregúnteles. El boca a boca puede ser una excelente manera de encontrar una buena pareja. Si esto no es posible, comience con su médico. Siempre es una buena idea hacerse un examen físico si sospecha que tiene un trastorno depresivo mayor porque algunos problemas médicos pueden causar síntomas similares. Si se descartan afecciones médicas como causa de los síntomas de la depresión, pídale a su médico de atención primaria una lista de derivaciones para terapeutas.

Si aún necesita más recomendaciones, su compañía de seguros, los hospitales locales y las clínicas para pacientes ambulatorios cuentan con sistemas de derivación. También puede buscar un terapeuta en línea en uno de los recursos enumerados en nuestra página de Recursos de salud mental.

Fuentes de artículos

Última actualización: 18 de marzo de 2019

Deja un comentario